El Rugby Championship 2021 puede continuar en Europa

SANZAAR está considerando seriamente la idea de mudar el Rugby Championship 2021 a Europa, después de que el brote de Covid en Australia y Nueva Zelanda haya puesto en duda las sedes de los próximos partidos.

Hasta el momento SANZAAR no ha podido confirmar las sedes de varios partidos y en Australia hay dudas de que el tercer partidos de la Copa Bledisloe, entre los Wallabies y los All Blacks, programado para el próximo fin de semana en Perth, podría cambiar de sede.

Los Pumas y Australia jugaron en Londres en 2016.

Nueva Zelanda canceló todos los deportes en todo el país después de que se registraran 11 nuevos casos de Covid y paralelamente surgió la información de que los organizadores están considerando trasladar el torneo a Europa.

Según el sitio web Rugbypass el plan tentativo es hacer jornadas dobles en París, Londres, Dublín y Cardiff, con presencia de público.

Lo único seguro en este momento es que los Springboks se enfrentarán a Los Pumas este fin de semana en Porth Elizabeth, mientras que el partido de la segunda fecha entre Nueva Zelanda y Australia, programado para el sábado 28, está sujeto a lo que decida SANZAAR en las próximas horas.

Australia y Nueva Zelanda aún no saben si podrán jugar el 28 en Perth.

El propio Mario Ledesma reconoció la incertidumbre respecto de lo que puede pasar con los viajes y el futuro del torneo: “Todo es incierto desde el año pasado pero si tenemos que ir a Europa, iremos a Europa y si tenemos que quedarnos en Sudáfrica, nos quedaremos en Sudáfrica. No jugamos en nuestro país, vinimos a jugar y si tenemos que movernos, lo haremos”.

El plan original del torneo fue alterado por las restricciones para viajar entre Australia y Nueva Zelanda e incluso cuatro de los cinco partidos que iban a jugarse en Nueva Zelanda, incluida el histórico test número 100 entre los Springboks y los All Blacks, fueron trasladados a Australia. Sin embargo la situación epidemiológica en algunas ciudades de ese país está más complicada.

Springboks y Pumas viajarán juntos pero pueden cambiar de destino.

Los Pumas y los Springboks tienen programado viajar a Australia en el mismo vuelo y cumplir allí la cuarentena obligatoria. Sin embargo ese vuelo podría tener destino a otro país de Europa, donde pasarían los 10 días correspondientes para poder ingresar al Reino Unido. En el caso de Nueva Zelanda y Australia tienen la posibilidad de viajar a través de Singapur y no hacer cuarentena.

La posibilidad de trasladar el torneo a Europa parece atractiva económicamente y tiene como antecedente el partido en el que Argentina enfrentó a los Wallabies en Twickenham en 2016.

Lo cierto es que las autoridades australianas pusieron en duda el partido entre los All Blacks y los Wallabies del 28 de agosto en Perth ya que para eso el equipo neocelandés debería ser exceptuado de las dos semanas de cuarentena impuestas en los últimos días.

En Australia los dirigentes todavía creen poder cumplir con el torneo en Brisbane, en Sudáfrica plantean la posibilidad de jugar allí, sin cuarentenas de por medio, y la posibilidad de Europa está sobre la mesa.

La definición no pasará del sábado.