Fotos con historia: Celeste y amarillo, como su corazón

En 1998 la URBA implementó la definición de sus torneos con semifinales y final. Aquella primera definición fue en el viejo estadio de Biei, inaugurado para el Mundial FIRA del año anterior, entre San Isidro Club e Hindú.

Fue un recordado triunfo del equipo de Don Torcuato por 38 a 12 para obtener el segundo título de una serie que aún hoy continúa.

La foto de Pato Cosenza en la final de 1998.

El recuerdo de aquella final de 1998

En su cobertura de la final, la revista Rugby Mundial publicó la foto de un niño con la cara pintada con los colores celeste y amarillo, un sombrero arlequín y la camiseta de Hindú.

Publicada en la cuenta de instagram de @elmuseodeedenparkarg se reveló que ese niño, que hace casi 23 años tenía 10 años es Pato Cosenza, actual entrenador de la M12 de Hindú.

Pato Cosenza como jugador y entrenador de HIndú e hincha de Los Pumas.

Pato fue entrenador de juveniles y por supuesto jugador de Hindú, y aunque actualmente está lesionado en el hombro podría seguir vistiendo los colores celeste y amarillo.

Toda una vida vinculada al rugby y a Hindú, un club que ha hecho del sentido de pertenencia uno de los pilares de sus éxitos deportivos.

Deja un comentario

5 × dos =